Servicios de refuerzo

Una estructura de hormigón requiere un refuerzo por distintos motivos:

  • Sobrecargas superiores a las proyectadas inicialmente, debido cambios de uso o cambios y/o reajustes de normativas (normativa sísmica, p.e.).
  • Errores de proyecto y/o ejecución con deficiencia de refuerzo de acuerdo a las cargas  y geometrías previstas.
  • Reparación de elementos con problemas de durabilidad y oxidación de armado,  impactos y explosiones.
  • Conexión y ensamblaje en uniones de hormigón prefabricado.
  • Variaciones de la geometría estructural con objeto de alojar instalaciones, ascensores o huecos no previstos, provocando cambios en el nuevo esquema estático.

Previo al refuerzo, los trabajos de reparación estructural deben tratar las causas que originan las patologías, repicado y saneo del hormigón existente, inyección de fisuras, y restitución de la geometría inicial.